9/11/11

EDGLEY EA7 OPTICA



Solo unos pocos aviones o helicópteros han sido fabricados para utilizarse prioritariamente en tareas de observación o vigilancia, y además con sobradas cualidades para ello. Edgley Aircraft Limited fue una de las primeras en llevarlas a cabo.
El Óptica se construyó para ese fín, gracias a su cubierta ofrecía la visión de un gran angular fotográfico.


                                         La gran superficie de visibilidad justifica su nombre


John K. Edgley era en 1972 un director de Scenic Flying Ltd. cuando diseñó y patentó un avión de vuelo lento. La idea surgió cuando trabajaba en el estudio de diseño de un ala fija ligera, alternativa para helicópteros.
Fue en 1974 cuando se fundó la compañía Edgley Aircraft Limited, para diseñar, construir y fabricar un avión especial para observación. Ese mismo año el señor Edgley comenzó el diseño definitivo del Óptica, y en verano de 1975 probaba el diseño en el túnel de viento del Imperial College of Science and Technology de Londres. Así el Óptica quedaría totalmente definido en 1977.


Su primer vuelo
Tras algunos trabajos de rediseño, el 14 de diciembre de 1979 volaba por primera vez este avión, que se presentó a la industria aeronáutica en el Salón de Farnborough de 1980 y en 1981 en Le Bourget. Los favorables resultados obtenidos en ambos airshows fueron determinantes para poner el Óptica en producción. Los fondos se obtuvieron a través de determinadas instituciones financieras londinenses.
En la factoría de Salisbury, unos 180 empleados lograban producir seis aviones al mes.


En el verano de 1983, la compañía ya había recibido ofertas de compra por valor de 43 unidades, de clientes tan variados como Arabia Saudí. Nueva Zelanda, Botswana, Mozambique, Lesotho, Malawi, Sudáfrica, Swazilandia y Reino Unido.
Para la fabricación del EA7 se adquirió la Old Sarum Airfield, cerca de Salisbury, en el condado de Wiltshire, con unas instalaciones de 5.574 m2. 
Los primeros pedidos se entregarían en otoño de 1983, para poder obtener durante el verano, la certificación de la CAA (Civil Aviation Authorithy) que en realidad se retrasó hasta febrero de 1985.
Una vez obtenida la certificación de tipo, la primera entrega se efectuó a la Air Foyle Limited con base en el aeropuerto de Luton.
El Óptica es un avión de vuelo lento, de tres plazas, diseñado particularmente para la observación de oleoductos y gaseoductos, patrullas de bosques y costas, trabajos policiales, patrulla de frontera, fotografía aérea y reportajes de prensa y TV.
El diseño de la cabina está pensado para la mayor visión posible a su alrededor. Esta capacidad de visión solo es comparable a la de algunos helicópteros, por ello sus fabricantes lo comparaban en prestaciones y costo de mantenimiento que se reducía hasta un 80% respecto a mucho de los monoturbinas, como el Hughes 500E, el Bell 206 B III o el Aerospatiale 350 B. Lo único que no podía hacer era el vuelo estático, pero sin embargo la baja carga alar y generosa superficie de los flaps permitía al EA7 unas capacidades STOL asombrosas.
La parte fija del ala, de una sola pieza, está forrada por una lámina de aleación ligera. Las puntas de los planos, así como los elementos de cola y el guardabarros de la rueda delantera, son de fibra de vidrio.


Los flaps, movidos electrónicamente, se pueden extender hasta 50º para aterrizajes y mantener en 10º para vuelos lentos de larga duración. No dispone de spoilers ni aerofrenos.
La cabina, en forma de ojo de mosca, está construida en aluminio y cristal acrílico de 2 y 5 mm de grosor. La estructura es de acero y aluminio, igual que el suelo.
La ventana frontal y todo el conjunto están diseñados para resistir impactos de hasta 9 kg.
La cola es doble y de construcción tubular de aluminio, entre los dos fuselajes de ella, se aloja el motor en el interior de una jaula. El motor es de seis cilindros marca Avco Lycoming, con hélice de cinco palas, situado justo detrás del centro de gravedad. La celda está construida en tubos de acero y aluminio, anclada con varios puntos de goma para reducir vibraciones.
En la cabina, diseñada para dar acomodo a tres personas, lado a lado, en asientos fijos, y operable por uno o dos personas, se puede instala runa camilla y dejar espacio para médico o piloto.
El equipamiento que puede montar el Óptica depende mucho del uso a que sea destinado. Las opciones que ofertaba el fabricante era de video, luz exterior de búsqueda, altavoz, lanzador de bengalas y señales de humo, detector térmico y nocturno, blindaje, cámaras y equipo de emergencia de flotación.





Disfrutad de un vuelo a bordo del Óptica. La visibilidad es impresionante. Un placer volar, parece que vamos acompañando al niño.









En enero de 1987 la fábrica fue destruida por un incendio, y fueron suspendidas las entregas. Se cree que el total de la producción rondaba las 25 unidades. En el año 1990 otra compañía intentó continuar con el proyecto con la premisa de que en todo el mundo se necesitaban casi 10.000 unidades de aviones de reconocimiento con las características del Óptica. 
Desconozco a día de hoy si el proyecto sigue en marcha o se quedó como tantos otros diseños aeronáuticos durmiendo el sueño de los justos.