20/10/10

Fortalezas volantes rusas. ¿Realidad o ficción?

En 1930 el ejército ruso en su afán por la superioridad bélica gestó las ideas para la fabricación de aviones grandes. Con esas perspectivas, se propuso construir propulsores tan grandes como fueran posible, para ayudar a levantar las grandes fortalezas que volarían por esos cielos.
La propulsión a reacción no se había aplicado todavía en esos tiempos.
No se salvaron muchas fotos de aquellos tiempos, debido a los niveles de alto secreto de esos proyectos sin contar el mucho tiempo transcurrido desde entonces. Todavía queda alguna como la foto inferior en la que se puede ver uno de estos aviones, un bombardero pesado K-7.





Ahora algunos amantes de la historia moderna de Rusia tratan de reconstruir, según los planos existentes recreaciones de esos superaviones solo que en vez de ser ejército ruso con alto secreto, podemos ver ilustraciones de como podían ser esas fortalezas a todo color.







Este es un ejemplo basado en las ideas de los ingenieros de la aviación de Rusia de ese momento.