7/11/09

La Historia de la aviación en imágenes. Aviones antiguos

Cuanto tenemos que agradecer a estos trabajadores/as la expansión de la aviación tal y como la conocemos hoy día.
En esta foto tan simpática podemos ver a trabajadoras de la fabrica Short descansando en 1919.

La brigada de limpieza pone apunto este Junquers F-13.  De los aviones de pasajeros más modernos de la época de los años 20, sino el que más.

 



El mecánico del mismo Junkers F-13 trata de arrancarlo a fuerza de girar la hélice.


Los felices 20. Esta década comenzó a acercar a los ciudadanos corrientes a la aviación gracias a trofeos y competiciones como la Air Race.

Charles Lindberg conmocionó al mundo al cruzar el atlantico en una travesía épica a bordo de su "Spirit of St Louis" en 1927.
Los vuelos comerciales trasatlánticos eran posibles.
 
 Este es el modelo en simulador de su aeroplano. Está bastante bien conseguido incluso en la   dificultad de pilotarlo. Se aprecia la ventana lateral por la que veía algo para orientarse, pero no tenía ninguna visibilidad delentera.

                                                                         Este es más real

 
Una curiosa manera de abandonar su hidroavión, la que tiene este piloto. Eran otras épocas y el avión un Vickers Supermarine di Long de 1931.


Menos famosa que su predecesora Amelia Earhrt, la británica Amy Jonson asombró a la opinión pública, cuando en 1930 batió el record de vuelo en solitario (19 días) aterrizando en Australia.


La sra. D. Spicer arrancando el motor de su avión en la convención de mujeres voladoras de 1931 en Inglaterra.


El Graf Zepelin se convertía en la gran atracción donde quiera que fuera. 1930.

Aquí vemos parte del diseño interior, para hecernos una idea de como eran las comodidades a las que se podía aspirar volando en los años 30 denro del Hindenburg.









El  dirigible R-100 de fabricación británica hizo posible competir en lujo con el Zepelin.
Estos 216 mt. de aeronave que aquí vemos amarrada en Cardington en 1929, completó con éxito su vuelo hasta Montreal en 79 horas con 44 personas a bordo.













Restos del Hinderburg en 1937 cuando estalló en llamas cuando se disponía a tomar tierra en Lakehurst (Nueva Jersey)









Imagen publicitaria

En 1932 la compañía Golden Ray inauguró un servicio de Londres  a le Touquet. En esta fotografía se emplearon a coristas de la época para la campaña de publicidad.

Para las entregas urgentes todo era poco. Aquí vemos como se movían por las pistas en el año 1934.

En 1919, Keith Smith y su hermano Ross ambos oficiales de origen australiano, volaron en un Vickers Vimy 18.000 km. Cubriendo el trayecto entre Londres y Darwin. completando la ruta en 28 días. Obteniendo un galardón de 10.000 libras otorgado por el Gobierno Australiano. 642 Km diarios recorridos. No está mal la media, habida cuenta que hacía solo16 años no existía el vuelo a motor.

 
 
Era normal en aquellos años, que los aviones al carecer de autonomía y portaviones para aterrizar,  amerizaran en medio del atlántico, y recogidos con una grua por el buque, eran de nuevo lanzados al aire una vez repostados y reparados si era el caso, mediante una catapulta.
Arriba algúnas imágenes de lanzamientos.



El Dornier Wal (Ballena) fue uno de los hidroaviones más célebres y de mayor éxito jamás construidos. Era una aeronave gigantesca en comparación con otras de su época. Realizó su vuelo inaugural el 6 de noviembre de 1922 y su producción total ascendió a 200 unidades. Con objeto de evitar la violación de las condiciones del Tratado de Versalles, a partir de julio de 1922 la fabricación del hidroavión tuvo lugar en Pisa, Italia, en los locales de Costruzioni Meccaniche Aeronautiche S.A., una empresa especialmente fundada a este efecto. Al hacerlo, Dornier no sólo deseaba avanzar en los planos ya existentes de un hidroavión de ala alta equipado con dos motores en tándem, sino también continuar el trabajo en los hidroestabilizadores Dornier ya probados y comprobados.




Hasta 1931, se fabricaron en Pisa versiones civiles y militares del Dornier Wal. Se realizaron ventas del Wal a clientes del mundo entero, incluidos los aliados de la I Guerra Mundial, quienes adquirieron la versión militar. Y los vencedores de 1918, cuyo propósito era evitar la fabricación de aviones militares en Alemania, recibieron el pedido de un hidroavión militar de una compañía alemana. A causa de sus dimensiones y su rendimiento, no se permitió a los alemanes manejar el Wal en Alemania
El Dornier Wal, que a mediados de la década de los años 20 había establecido numerosos récords de autonomía, velocidad y altitud, no sólo fue un medio seguro de transporte para cruzar el Atlántico, sino que también sirvió para explorar las regiones polares. Claude Dornier escribió sobre el avión: "El Wal ha hecho que la compañía Dornier pasase de ser un pequeño fabricante de aviones experimentales a un fabricante de aviones de fama internacional."




Aviones bombarderos de la RAF sobrevolando campos cerca de Londres en 1926


Este Dornier Do-X alemán de 12 motores fué fotografiado en New York tras completar la vuelta al mundo en 1931. El vuelo duró 16 meses y tuvo muchas vicisitudes pues los problemas eran bastantes, sobre todo la falta de potencia y altitud de vuelo. Aquí y junto a la estátua de la libertad fué profusamente fotografiado, pero aseguran que le costó superar su altura para la foto.

La escasez de aeródromos en paises poco desarrollados, hizo proliferar la construcción de hidroaviones, algunos de gran tamaño y autonomía. La edad dorada de los clipers y dirigibles.



El mismo avión con sus 12 motores a toda potencia. El Dornier Do-X fué creado por Claudius Dornier. En octubre de 1929 voló con 169 personas durante una hora, lo cual abría las puertas a cruzar el atlántico con las 72 plazas previstas y con las comodidades de un barco de lujo.


El avión de 12 turbinas Do X representaba la culminación de una familia entera de aviones. Mientras diseñaba el Do X, que era excepcional en lo que se refiere a dimensiones y peso, Claude Dornier situó mayor énfasis en la utilización única de materiales "técnicamente comprobados" y técnicas de construcción como la combinación especial Dornier de aleación ligera y acero, un diseño de monoplano medio cantilever, una disposición en serie de las turbinas, y una estructura esencialmente estable con flotadores fijados directamente a cada lado la estructura en forma de muñones de encastre alar.Arriba lo vemos en una de sus escalas en la vuelta al mundo en Rio de Janeiro.

La cabina, la sala de navegación y radio y la sala de máquinas estaban ubicadas en la cubierta superior, mientras que la cubierta principal con su equipamiento de lujo proporcionaba asiento para un máximo de 66 pasajeros. La cubierta inferior se utilizaba para almacenar combustible y provisiones.


Este modelo biplano de British Imperial Airways era el HP42. Se construyeron 8 unidades en total, operando rutas europeas durante más de 15 años sin sufrir ningún percance. Aquí lo vemos  en el aeródromo del desierto de Port Sharjah en el Golgo Pérsico en 1931.
Una parada estratégica para las rutas hacia la India.

                         Aquí otra imagen HP 45








Un desfile celebrado en el campo Randolph en EEUU, nos muestra esta perfecta formación de
los pilotos americanos en 1946.




Seguramente el avión comercial con más exito de la historia ha sido el DC3, introducido en el mercado en 1935. Durante los 60 años siguientes se fabricaron más de 10.000 unidades en USA y hoy día siguen volando en algunas rutas comerciales. Un abuelete en plena forma.




Hidroavión Heinkel He 115 del servicio costero posado en aguas noruegas. Este modelo fué muy utilizado durante la guerra para el desembarco de comandos de asalto. Los noruegos también disponían de este mismo modelo de avión.

 
 

La guerra pilló con la guardia baja a la Royal Navy ,que no tenía aviones modernos debido a que la RAF tuvo el control del brazo aéreo hasta el 36. Los viejos biplanos torpederos Fairey Swordfish eran los idóneos para operar desde los portaviones. De todos modos cumplieron su misión al hundir la flota italiana en 1941 en Taranto.



Un torpedo lanzado por uno de estos aviones Swordfish impactó contra el timón del famoso Bismark colapsándolo.